Flan de turrón sin nata

flan-sin-nata

El flan de turrón es una de las variantes de la receta de flan más deliciosas, caracterizada por su sabor característico y su facilidad de preparación; algunos de los turrones más comunes en esta receta es el turrón de almendras y miel, que aporta un sabor característico y muy armónico con el sabor propio del flan. Una de las recetas más usadas de flan es el que no se prepara con nata sino con leche entera o con leche condensada según convenga, permitiendo preparar flan de turrón sin nata, pues como algunos sabemos, la nata pese a dar una mayor firmeza en el flan, tiene un contenido calórico marcado.

 

ingrediente susituto-flan-turrón-sin-nata

La nata es uno de los ingredientes a los que se tiene opción en la receta del flan de turrón que junto a ella están la leche completa, la leche condensada y la leche evaporada; cualquiera de ellas producen determinados resultados en el postre y como se mencionó al inicio, la nata es la que produce un resultado más firme en el postre. Una de las razones por las cuales decidimos hacer flan de turrón sin nata es para mitigar un poco el impacto calórico que esto conlleva, junto a medidas como el cambio del azúcar por un edulcorante.
Es bien sabido que, pese al impacto calórico, la nata produce un resultado particular en el flan de turrón que es el de una solidez muy característica que no puede lograrse ni con leche entera ni con leche condensada; por una parte, puede sacrificarse esta característica para lograr una receta menos calórica, con cualidades más semejantes a la receta de flan de huevo que es la original, aunque una alternativa es aumentar el número de huevos, que pese a aumentar la carga calórica, no serían calorías vacías sino más saludables.

 

no-textura-con-más-huevo

Uno de los problemas del aumento del número de huevos es que el sabor de este ingrediente puede hacerse muy prominente, arruinando el gusto característico del flan de turrón junto al sabor que el turrón aporta en la receta; ¿Cómo sería posible poder lograr un flan de turrón firme pudiendo prescindir de la nata? Con leche evaporada. En el segundo párrafo de este artículo, se mencionaba la leche evaporada como uno de los opcionales ingredientes que permiten preparar un flan de turrón sin nata; que combinado con la leche condensada o leche entera, puede lograr un resultado muy similar a la versión con nata.

El truco está en la concentración de la proteína de leche, que para el caso del flan de turrón, es responsable de parte de la textura característica de este postre, que se complementa gracias a los huevos. No es que la nata tenga mayor concentración de proteína de leche, sino que el efecto de la textura se logra en conjunto con la concentración de grasa que caracteriza la nata para montar, que suele ser de un 30% en cada medida de nata. La leche evaporada no tiene este extra de grasa pero si cuenta con una mayor proporción de proteína de leche, por lo que es la razón por la que se usa como ingrediente sustituto.

La receta del flan de turrón sin nata consiste en sustituir, como se explicó anteriormente, la nata por leche entera con leche evaporada o solo con leche evaporada para lograr la textura característica. La fórmula sería una taza de leche evaporada por cada 2 huevos y media taza de azúcar o la medida de otro edulcorante que equivalga, pues como se explicó anteriormente, una de las razones para sustituir la nata, es para reducir el impacto calórico que este ingrediente agregaría.

 

recetas-sin-nata

Pero sustituir la nata no solo es posible en la receta de flan de turrón sin nata, sino que también es aplicable en otras variantes de flan como por ejemplo el mismo flan tradicional, que puede prepararse a partir de leche evaporada, huevos y azúcar en las proporciones mencionadas en el párrafo anterior. La cocción es la misma de siempre, en baño de María al horno entre 30 y 40 minutos aproximadamente y la opción de cocción en la estufa también es viable, que quizá requiera un tiempo de cocción mayor pero que es muy recomendado si no cuentas con un horno adecuado para hornear postres.

Otra variante de flan que puede verse beneficiado de la sustitución de la nata por leche evaporada es el flan de café; la receta original consiste en tazas de nata por cada 5 huevos, 2 cucharadas de café instantáneo y media taza de azúcar. Podemos sustituir las 3 tazas de nata por 3 tazas de leche evaporada, aunque para algunos quizá eso sea mucho, por lo cual se recomienda como opción, mezclar una taza de leche evaporada por 2 tazas de leche o bien taza y media de leche con taza y media de leche evaporada.

El flan de maracuyá seria también otro ejemplo fantástico que puede prepararse usando leche evaporada en vez de nata; aunque de hecho es común en algunos países prepararlo con leche entera y con poco azúcar, pues una de las ventajas de preparar un flan a partir de pulpa de alguna fruta, es que ésta aporta un dulzor que es natural y que no afecta los niveles calóricos y de azúcar en quienes requieren poner atención a ello. La fórmula es 200 gr de pulpa de maracuyá por cada 200 ml de leche que puede ser entera o evaporada, agregando el azúcar adicional hasta tener el dulzor a gusto.

El flan de turrón de Jijona es otro ejemplo muy similar al del flan de maracuyá, no es que se agregue fruta a la preparación, pero si se agrega el turrón de Jijona, que como es bien sabido, está hecho de almendra molida y miel. La miel es uno de los endulzantes naturales más usados en el mundo con fantásticas propiedades benéficas para el cuerpo. La mezcla puede requerir menos endulzante de lo normal si se agrega turrón de Jijona desmenuzado, disminuyendo así la necesidad de endulzantes adicionales y fomentando el factor de salud en este postre.

Receta del flan de turrón sin horno

El baño María, un aliado de nuestro flan de turrón sin horno

El flan es uno de los postres preferidos en muchas partes del mundo por ser muy fácil de preparar y porque necesita muy pocos ingredientes; una de las variantes más destacadas es el flan de turrón sin horno, que es sumamente sencillo de preparar y que es delicioso en todos los sentidos. El flan de turrón sin horno es un tipo de postre caracterizado por ser firme y algo gelatinoso que se prepara a partir de huevos, leche, azúcar y algún tipo de turrón, que puede ser el de almendras y miel.

El flan de turrón sin horno tiene una preparación sencilla muy similar al del flan de huevo que es la receta original; los ingredientes necesario son: 2 huevos por cada taza de leche ,y media taza de azúcar para endulzar, a ello se le agrega turrón de almendras y miel desmenuzado para luego mezclarlos completamente. Un dato diferencial de la receta de flan original con la de turrón sin horno es precisamente que no se necesita usar un horno para cocinarlo, acudiendo en cambo a una estufa tradicional y al uso de baño de maría para que quede cocinado de manera adecuada.

El baño María, un aliado de nuestro flan de turrón sin horno

El baño de maría es un método de cocción ideal para recetas como la del flan de turrón sin horno, que necesitan cocinarse a una temperatura controlada no muy alta, para que no se arrebate o se cocine de manera poco uniforme. El baño de maría es una técnica milenaria que consiste en elementos básicos que son el molde con la mescla que en este caso es el flan de turrón, un molde más grande que contendrá al molde con la receta y agua; el agua es el elemento fundamental del baño de maría, pues su trabajo es el de mantener la temperatura dentro del margen adecuado.

El agua cumple con la función de irradiar el exceso de calor y repartir el remanente en derredor del molde con la mescla, de hecho, es gracias al baño de maría que es posible prescindir del horno para preparar esta receta aunque si usamos un horno para cocinar, también necesitaríamos el baño de maría. La única forma de poder prescindir del baño de maría es mediante un horno con ventilación; esta característica permite repartir el calor de manera uniforme en todo el horno, cumpliendo la función del agua en el baño maría, y asegurando una cocción adecuada del postre.

Acudiendo al polvo de flan royal

 

Una variante de la receta es la preparada con polvo de flan royal o de cualquier otra marca, este polvo de flan cuenta con ingredientes que se encargan de sustituir la función del huevo de la receta original. El polvo de flan royal cuenta con ingredientes como el almidón, la cuajada y espesantes artificiales que hacen la función que hacen los huevos en la receta original, que es la de brindar estructura al postre luego de su cocción. Un hecho interesante es que el uso de un sobre de flan cambia por completo el proceso de cocción del flan de turrón sin horno, que sigue sin necesitarlo pero que se preparará bajo una serie de pasos diferentes.

El preparado de la mezcla con el flan en polvo es igual que en la receta original, y es en la cocción en donde está la diferencia fundamental. La mezcla ahora tiene que calentarse a punto de hervor en vez de cocinarla a baño de maría, el envase en donde se calentará hasta que esté a punto de hervir no es el mismo que el molde, sino que este se tendrá preparado para verter la mezcla caliente para luego dejarla en reposo y ponerla a refrigerar.

El paso del proceso de llevar la mezcla a punto de hervor tiene un propósito y es el de activar los ingredientes espesantes, para que al enfriarse la mezcla, ésta pueda entrar en una textura gelatinosa y firme que es la característica del flan de huevo. Es necesario inclusive el de refrigerar el postre después de que haya reposado suficiente, para que se compacte aún más; las recetas a base de polvo de flan sugieren que se refrigere al menos por 4 horas pero siempre es mejor hacer este tipo de postres de un día para otro.

La cobertura de caramelo también es necesaria en la receta con polvo de flan

 

Al hablar de la sustitución del horno por una estufa o por el uso de polvo de flan royal, existe una duda a aclarar antes de preparar nuestro flan de turrón sin horno o cualquier otra variante de flan que queramos preparar y es la cobertura de caramelo del molde. Como bien sabemos, al hacer este postre al horno, es necesario tomar el molde del postre y cubrirlo con caramelo derretido, de hecho parte de la receta es reservar unos 50 gramos de azúcar para posteriormente fundirlo y cubrir el fondo y parte de las paredes del molde con él.

Al verter la mezcla, ésta queda aislada del molde gracias al caramelo, que durante la cocción se fundirá nuevamente y absorberá un pequeño porcentaje de humedad de la mezcla de flan, por lo que al terminar de cocinarse, queda como una capa de caramelo fundido alrededor del flan firme, lo que permitirá su fácil desmoldare y le dará la presentación característica. Esta regla aún sigue aplicándose al querer preparar el flan en la estufa con ayuda del baño maria pero, ¿y si vamos a prepararlo con polvo de flan? De seguro al enfriar la mezcla en el molde recubierto de caramelo, éste seguirá siendo solido al día siguiente.

Lograr el acabado de caramelo derretido sin usar azúcar fundido es posible, aunque debe acudir se a un producto adicional; en muchos supermercados y tiendas de repostería venden sirope de caramelo o caramelo fundido, que solo requiere de verterlo en el molde antes de echar la mezcla. Es suficientemente espeso como para evitar disolverse rápidamente con la mezcla de nuestro flan y lo más importante es que dará la presentación acorde al momento que decidamos servirla. Una solución más cacera es preparar este sirope en casa, aunque requeriría un esfuerzo adicional.

 

 

Flan de turrón de almendras: uno de los postres más fáciles y deliciosos

El flan de turrón de almendras es una variante de la receta original del flan que tiene como ingrediente adicional el turrón de almendras desmenuzado. En general, el turrón de almendras más usado es el de Jijona, que es un turrón a base de almendras picadas con miel proveniente de la provincia de Alicante en España. De hecho este turrón es un ingrediente característico de épocas navideñas no sólo en Alicante, sino en toda España.

Postre facil y delicioso

El flan de turrón de almendras es una variante muy común en el mundo, no solo en España a pesar de que de allí proviene. Por ejemplo en México, el flan de turrón llega hasta el punto de que muchas personas creen que se trata de un postre autóctono. La historia del flan de turrón de almendras data de la edad media, a épocas en las que ningún poblado del continente americano había sido colonizado por los reinos y monarquías característicos de Europa.

El Flan No Es Mexicano

La receta del flan cuenta con ingredientes sencillos y su preparación es fácil, ya que sus ingredientes principales son huevo, leche y azúcar. Adicionalmente, se le agrega un elemento aromatizante que puede ser vainilla o cascaras de limón. En la antigüedad también se recurrían a elementos aromatizantes como la pimienta, que se trata de un ingrediente más bien excéntrico en los postres, y que actualmente preferimos reservar para los platos salados, pero lo importante de entender es que fue parte de la receta original del flan hasta optar enteramente por la vainilla y otros aromatizantes más acordes después del siglo VII.

Ingredientes

La receta utiliza originalmente 8 huevos, 4 tazas de leche y 2 tazas de azúcar; evidentemente parece ser mucha, pero el tema del endulzamiento esta mas regido por el gusto personal que por la misma receta. No existe un orden en el cual los ingredientes deben mezclarse, es decir, se mezclarían todos usando un instrumento acorde como una batidora de varillas o un procesador de alimentos. La cocción es al horno, aunque existen métodos para cocinarlo en fogón convencional aunque indiferentemente del método, debe hacerse mediante el uso de baño de maría.

Flan de turrón de almendras

El método del baño de maría es un método de repostería para cocinar postre de una forma menos intensa, que permite que se logre un resultado adecuado evitando que la mezcla se sobre-cocine o se cocine de manera poco uniforme, algo vital para mezclas que requieren una cocción cuidadosa y que tienden a sobrecenarse con una exposición al calor sutilmente prolongada. Cualquier tipo de flan debe cocinarse en esta medida, al igual que otros postres como los arrolladitos de crema con manteca al chocolate, las masitas secas rellenas, la torta moka y la torta de cerveza al chocolate, entre otras.

El baño de María requiere de 3 elementos importantes, uno de ellos es el molde en donde reposa la mezcla que para el caso del flan de turrón de almendras, del flan tradicional o de cualquier otra receta como las mencionadas en el párrafo anterior, suelen consistir en una forma particular con el fin de darle una apariencia gustosa; el segundo elemento es un molde bastante más grande que contendrá al molde con la mescla y el tercer elemento es agua, que se ubica entre el molde con la mescla y el molde más grande. Su función es irradiar el exceso de calor del horno manteniendo una temperatura uniforme y permitiendo que la cocción se realice de forma adecuada.

Mas recetas

El flan de turrón de almendras es una variante del flan tradicional que es el que se prepara con huevos, leche y azúcar; a estos ingredientes, se les añade turrón de almendras como el turrón de jijona, que es un postre de origen español y que consiste en un turrón hecho a base de almendras y miel. Este ingrediente se agrega a la mescla de huevos, leche y azúcar y se cocina al horno como originalmente se hace en la receta de flan original y al baño de maría.

Una alternativa al flan de turrón de almendras es el de prepararla cambiando la leche líquida y el azúcar por leche condensada; la leche condensada es un ingrediente que consiste en leche de vaca con muy poca concentración de agua, a la que además se le ha añadido azúcar. La leche condensada hace el papel de la leche y el azúcar por si mismo, y suele prepararse en proporción de 4 huevos por cada lata de 100 mililitros. Lógicamente, el resultado será un poco distinto al del flan, y de hecho, en algunos países a esta receta se le conoce como quesillo.

El flan de piña es una variante un tanto más tropical que de hecho combina la receta del quesillo explicada en el párrafo anterior con un par de ingredientes adicionales que es lo que lo hacen ser el flan de piña. Los ingredientes son unos 400 ml de jugo de piña, 200 mililitros de leche evaporada, 200 mililitros de leche condensada y 50 gramos para caramelizar el molde. Se mesclan todos los ingredientes como es normal y se vierte posteriormente en el molde caramelizado, cocinándolo por al menos 30 minutos.

Caramelo en el molde

Un dato interesante de la receta anterior y de cualquier receta de flan es el de caramelizar el molde; la función de esto es doble, por una parte se logra dar un acabado característico al flan cuando se desmolda y por otra parte permite precisamente el desmóldame del flan; es una función equivalente a la cobertura de harina que se le hace a los moldes de torta. El caramelo y la cobertura de los moldes de hecho se hace antes de preparar el flan, de forma que al verterlo, el caramelo esté endurecido, aislando la mezcla del flan del molde.

 

El flan de turrón fácil, un legado europeo con presencia gastronómica en todo el mundo

flan royal europeo

El flan es un postre de textura característica, hecha a partir de ingredientes fundamentales que son huevos, leche entera y azúcar. Existen muchas variantes de esta receta, entre las que destaca el flan de turrón fácil que solo se diferencia de la receta original en que se le añade algún tipo de turrón como el turrón de almendras. Recetas más elaboradas consiste en cambiar la leche y el azúcar por leche condensada y la adición de leche evaporada; las formulas de la receta más modernas y distintas de la receta de fan adicional, es la sustitución de los huevos por el polvo de flan royal.

El flan royal es una preparación en polvo de varios componentes como harina de maíz o maicena, espesantes artificiales, cuajo y estabilizadores; otros ingredientes son aromatizantes y edulcorantes como fructuosa y azúcar. Los elementos más importantes son los mencionados al principio pues se encargan de hacer el papel que harían los huevos, el de dar estructura al postre luego de prepararse; lógicamente que el resultado es diferente pero con este sacrificio, disminuye muchísimo la dificultad de preparación, que pasa de ser fácil a muy fácil, pues ahora ya no implicaría el uso de un horno.

El flan royal, una invención moderna que ha producido una versión moderna del flan de turrón facil

ingredientes flan royal

Pero como es de entenderse, el flan royal es una invención moderna que se hizo para hacernos la vida fácil nacido en una época en donde socialmente esa era una obsesión; la primera mitad del siglo 20 y el inicio de su segunda mitad fue una época de inventos y de la búsqueda de una vida llena de soluciones prácticas; no solo el flan nace en este momento de la historia sino muchas otras invenciones como las máquinas de batir y los antecedentes de los procesadores de alimentos. Pero una cosa es cierta y hay que entender que parte de la identidad de la receta se pierde al usar el flan royal, convirtiéndose en algo similar, pero distinto.

De hecho en muchos países, el flan de turrón fácil preparado con sobres de flan royal es considerado como un postre distinto del preparado a partir de huevos, leche y azúcar, y en ciertos casos, el flan original recibe un nombre diferente pero no hay que olvidar que se trata de la misma receta. Ambas son opcionales en función de los recursos disponibles, pues después de todo, el flan preparado con un sobre de flan royal, es ideal si no se cuenta con un horno adecuado.

El polvo de flan royal permite prescindir del paso de horneado

flan royal horneado

El polvo royal por ejemplo, permite prescindir de un horno completamente, pues la preparación solo requiere levarla a punto de hervor, esto hace que preparar una receta como la del flan de turrón fácil, lo sea en todos los sentidos. El hervor es el factor más importante aquí, pues permite activar las características espesantes de los ingredientes del sobre de flan que se mencionaron anteriormente, por lo que luego debería llevarse al refrigerador para que se complete el proceso; la textura resultante es muy suave y de hecho muy similar al budín, que es otra de las recetas similares al flan.

La receta original requiere del horneado, pues el ingrediente que genera la textura de todo el postre es debido al huevo, que al cocerse logra su cometido. Esta cocción debe realizarse al horno y usando el método del baño de maría. La técnica del baño de maría consiste en cocinar el postre en un molde que está dentro de otro con agua; el agua permitirá que el calor se distribuya de una forma uniforme sin sobre cocinar, permitiendo lograr la textura característica del flan de huevo. El tiempo de cocción depende en cierta medida de los ingredientes aunque en general son entre 30 y 40 minutos.

Cómo preparar flan de huevo y alguna de sus variantes como el flan de turrón fácil

flan royal chocolate

La receta del flan original requiere 2 huevos por cada taza de leche y media taza de azúcar; esa medida correspondería a unas 2 porciones, o una porción bien resuelta, según como se vea. La preparación es sencillísima, pues solo requiere de mesclar los ingredientes con una batidora de varillas o una procesadora de alimentos. Luego de ello, debe cocerse en un horno a baño de maría en un molde previamente acaramelado; el caramelo en este sentido cumple la función de permitir el desmoldare luego de haberse cocido el postre, además de dar una apariencia muy apetecible al flan luego de servirse.

Una de las variantes del flan de huevo más común es el quesillo, que es un flan preparado con huevos y leche condensada; la leche condensada sustituye a la leche entera y al azúcar pues ya las integraría, siendo el restante del proceso el mismo, incluyendo el molde acaramelado para permitir su posterior desmoldaje. Algunas variantes de esta receta consiste en agregar un adicional de leche evaporada, que como sabemos es una especie de leche bastante más concentrada que la entera y que aportaría más firmeza al quesillo.

El flan de café es una variante más de gourmet que sigue siendo fácil de hacer, dando una sensación Premium al prepararlo y servirlo. El flan de café sustituye la leche por nata para montar y se adiciona café a la mescla. La receta seria 3 huevos por cada taza de nata para montar, media taza de café y media más de azúcar; se mesclan los ingredientes hasta lograr una mescla homogénea y luego se vierte en un molde previamente acaramelado. Se hornea en baño maría como normalmente se hace el flan de huevo pero en este caso, resultará en un postre llamativo que impresionará a más de in invitado.

Otra de las recetas de flan que conviene mencionar es el flan de turrón fácil, que a la receta del flan original, se le agrega turrón de almendras y miel molidas; luego de mezclarse todos los ingredientes, solo es necesario hornearlo en baño de maría en un molde acaramelado.

Si te suscribes, recibirás más recetas y maneras de hacer un buen flan y sorprender a tus amigos.

 

El blog del flan de turrón

Empezamos una nueva andadura con esta web donde iremos recopilando las distintas maneras de hacer flanes, especialmente con turrón, puesto que es un dulce que nos encanta y le vemos muchas posibilidades.

Nuestra intención y propósito es colgar vídeos, recetas y maneras de hacer flanes, con todos los tipos de ingredientes posibles. Hay algunos muy divertidos que seguro que no dejarán indiferentes a nadie.

Al fin y al cabo, tampoco es nada extraño. Hemos aprendido con compañeros que les gusta la cocina, que existen blogs sólo de cómo hacer lentejas, o blogs sólo de tipos de arroz y paellas, o blogs sólo de chocolate y sus derivados. Vamos a intentar estar a la altura con mucha ilusión. Si tienes alguna receta para hacer flanes de cualquier tipo, deja un comentario en esta entrada o envíanos un correo y la compartimos.